El telescopio James Webb captura una espectacular imagen de la nebulosa de Orión

 La nebulosa de Orión es una de las regiones de formación de estrellas más grandes y brillantes en cercanías de la Tierra. Las nuevas imágenes revelan dentro de ella numerosas estructuras, a escalas comparables al tamaño del Sistema Solar.

“Estas nuevas observaciones nos permiten comprender mejor cómo las estrellas masivas transforman las nubes de gas y polvo en las que nacen”, dicen los expertos.

El principal objetivo de los científicos al observar la nebulosa de Orión es comprender, por analogía, qué sucedió durante el primer millón de años de nuestra evolución planetaria, ya que esta zona es considerada por los expertos como un entorno similar a la cuna del sistema solar cuando se formó hace más de 4.500 millones de años.