Ushuaia podrá contar con una Biblioteca Nacional de la Antártida

Fotografía del interior del la ex sede donde funcionaba el Instituto Antártico Argentino, en Capital Federal. Contenía más de 10.000 volúmenes de material bibliográfico y una amplia variedad de objetos históricos, incluyendo piezas de las primeras expediciones antárticas.

Mediante un proyecto de ley, el diputado nacional fueguino Gastón Roma, propone la creación del ente cultural, el cual se emplazará en la ciudad más austral del mundo.

Pensada para que funcione bajo la órbita del Instituto Antártico Argentino (IAA), el diputado establece en su proyecto que la Biblioteca deberá contar con archivos fotográficos, material audiovisual, objetos relevantes de la materia y todos los documentos científicos e históricos que formaban parte de la Biblioteca del Instituto Antártico Argentino -cuyo edificio fue rematado-, entre otros. Al mismo tiempo, y apuntando a modernizar el nuevo organismo, Roma propone que el IAA implemente una plataforma digital y online que facilite el acceso al material disponible, democratizando de tal manera el acceso a la información.

“Luego de que se remató el edificio del Instituto Antártico Argentino, la biblioteca fue desmembrada y el material existente fue dispersado entre varias instituciones” afirmó Roma, algo compungido.

Reminiscente, el diputado y autor del proyecto comentó: “se perdieron años de consultas y aporte genuino a la comunidad científica, fue un hecho muy grave que lamentablemente no tuvo demasiada trascendencia mediática”, y continuó: “eso fue lo que nos llevó a pensar y materializar el proyecto. Queremos que todos los argentinos interesados en la antártida cuenten con un establecimiento de consulta permanente que centralice toda la información. Si bien creemos importante que se emplace en Ushuaia -teniendo en cuenta que es la puerta de entrada al continente blanco-, al proponer la implementación de esta plataforma digital, todo el país podrá acceder al contenido que la biblioteca albergue”.

De concretarse el proyecto, no solo la provincia comenzaría a posicionarse verdaderamente como un polo estratégico y geopolítico en materia antártica, sino que además, la centralización de información facilitará la labor de científicos y aficionados a la materia promoviendo la conciencia antártica argentina bajo el eje “el conocimiento es soberanía”.